¿Cuál es el tratamiento de los servicios adicionales a las actividades de recepción, clasificación, transporte y entrega de objetos postales?

¿Cuál es el tratamiento de los servicios adicionales a las actividades de recepción, clasificación, transporte y entrega de objetos postales?

A través del concepto 1061891 de 2017 el Ministerio de Tecnologías de la Información y las Comunicaciones -MinTIC- explicó las generalidades del ofrecimiento o la prestación gratuita de servicios adicionales a las actividades de recepción, clasificación, transporte y entrega de objetos postales.

El pronunciamiento de la cartera ministerial se dio luego de ser consultada por un particular en los siguientes términos:

¿del ofrecimiento y la prestación gratuita de actividades que efectúen los operadores de mensajería expresa adicionales o diferentes a la recepción, clasificación, transporte y entrega de objetos postales, como por ejemplo el servicio de impresión, va en contravía de lo dispuesto en el Parágrafo del Artículo 12 de la Ley 1369 de 2009, es decir, si es contraria al régimen jurídico allí establecido?

¿La prestación de servicios adicionales a las actividades de recepción, clasificación, transporte y entrega de objetos postales contraría la Ley 1369 de 2009?

El artículo 12 de la Ley 1369 de 2009, recordó el Ministerio, establece en su parágrafo una excepción al régimen tarifario de los servicios postales, así:

ARTÍCULO 12. RÉGIMEN TARIFARIO DE LOS SERVICIOS POSTALES. Los operadores de servicios postales que presten servicios distintos a aquellos pertenecientes al Servicio Postal Universal, podrán fijar libremente las tarifas que cobran a sus usuarios por la prestación de sus servicios. La Comisión de Regulación de Comunicaciones sólo podrá regular estas tarifas cuando no haya suficiente competencia, se presente una falla de mercado o cuando la calidad de los servicios ofrecidos no se ajuste a los niveles exigidos.

En ejercicio de sus funciones de regulación, la Comisión de Regulación podrá exigir la información que estime pertinente para velar que los operadores no incurran en prácticas desleales o restrictivas de la competencia o que constituyan abuso de la posición dominante y que afecten los derechos de los usuarios de los servicios postales.

PARÁGRAFO. Se exceptúa del régimen de libertad de tarifas los servicios de mensajería expresa que tengan como fin la distribución de objetos postales masivos y su interconexión entre operadores, para los cuales la Comisión de Regulación de Comunicaciones deberá fijar una tarifa mínima dentro de los seis (6) meses siguientes a la entrada en vigencia de la presente ley.

Las actividades que efectúen los operadores de mensajería expresa diferentes a la recepción, clasificación, transporte y entrega de los objetos postales, se considerarán servicios adicionales, los cuales no podrán ser incluidos en el cálculo de la tarifa mínima.

Sobre la norma transcrita el MinTIC acudió a la interpretación realizada por la Comisión de Regulación de Comunicaciones -CRC-, entidad que ha señalado que

(…) el legislador expresamente descartó la posibilidad de Incluir como parte de la remuneración de la tarifa mínima en comento, servicios diferentes o que fueran extraños a las actividades propias de los servicios postales, y en esa medida, la intervención tarifaria de la CRC concerniente al establecimiento de un piso tarifario prescindió en el cálculo del mismo, de cualquier prestación diferente a las consideradas como actividades postales.

Para el Ministerio resulta claro, entonces, que el parágrafo del artículo 12 establece qué conceptos deben incluirse en el cálculo de la tarifa mínima, a saber: las actividades postales de recepción, clasificación, transporte y entrega de los objetos postales, a la vez que señala cuáles no pueden incluirse en dicho cálculo; cualquier “servicio adicional o diferente” a tales actividades postales. Con todo, el MinTIC fue preciso al señalar que la Ley 1369 de 2009 no prohíbe el ofrecimiento o prestación, sea gratuito u oneroso, de estos llamados “servicios adicionales”, “lo cual resulta apenas lógico si se tiene en cuenta que fue el mismo legislador quien los excluyó de los servicios o actividades de índole postal”.

En otras palabras, los “servicios adicionales” a las actividades postales de recepción, clasificación, transporte y entrega de objetos postales están excluidas del cálculo de la tarifa mínima a que se refiere el parágrafo del artículo 12 de la Ley 1369 de 2009, pero su ofrecimiento o prestación, a título gratuito u oneroso, no está expresamente prohibida.

Adviértase, por demás, que tales consideraciones no sólo inciden en el cálculo de la tarifa mínima en los términos del precepto en comento, sino también en las facultades de vigilancia y control del este Ministerio, por cuanto al no ser el ofrecimiento o prestación de “servicios adicionales” una conducta expresamente prohibida por la Ley 1369 de 2009, esto es, al no estar consagrada expresamente como una infracción postal, no hay lugar a la aplicación del régimen sancionatorio que la misma Ley establece.

En caso de que se lleve a cabo la contratación de servicios postales de manera conjunta con “servicios adicionales o diferentes” a la recepción, clasificación, transporte y entrega de objetos postales,

el ofrecimiento de aquellos debería comportar la remuneración eficiente de los costos en los que el prestador del servicio incurre para proveerlos, los cuales, en todo caso, deben estar por fuera de la remuneración de las actividades postales reconocidas en la tarifas mínimas reguladas por [la CRC], ya que una postura contraria podría potencialmente verse como indicaría de imputaciones de costos contrarias al criterio de exclusión plasmado en el parágrafo del artículo 12 de la Ley 1369 de 2009.

Consulte aquí el documento: