La Superintendencia de Sociedades se pronuncia sobre el conflicto de intereses en el régimen de administradores

Por Hector Mayorga Arango

La Superintendencia de Sociedades, a través del adjunto oficio 220-178947 del 30 de diciembre de 2019 se refirió a la discrecionalidad que tienen las juntas de socios o las asambleas de accionistas al pronunciarse sobre si existe o no, un conflicto de intereses en el régimen de administradores.

 

En este concepto, la Superintendencia recordó la definición de administradores, junto con la figura del administrador de hecho de la Ley 1258 de 2008, además de las sanciones pecuniarias que se les impone por incurrir en conflictos de interés.

 

De esta forma, y trayendo a colación otros conceptos dados por el mismo cuerpo, recordó que la discrecionalidad está enmarcada en los pasos del proceso para imponer la sanción. Dicho proceso comienza con la obligación del administrador de informar su situación de conflicto de interés ante la Junta de Socios o la Asamblea General de Accionistas, y finaliza con la decisión de dicho órgano social, quien debe tener en cuenta los factores económicos, la posición de la sociedad en el mercado y las consecuencias del acto sobre los negocios sociales.

Deja un comentario

10 Comentarios

Envía un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *